top of page

El patriarcado no pudo realizar sus sueños de destruir la voluntad de las mujeres

5 de agosto de 2023

Por ANF

Las Unidades de Protección de las Mujeres de Shengal (YJŞ), que junto con las Unidades de Resistencia de Shengal (YBŞ) forman la defensa de la región autoadministrada del norte de Irak, emitieron un comunicado con motivo del noveno aniversario del comienzo del genocidio de ISIS contra la población yezidí de la región de Shengal (Sinjar), que se cumple este 3 de agosto.


En la declaración se hace referencia a la historia de resistencia de los yezidíes y recuerda a los asesinados en el “74 Ferman”, término utilizado por los yezidíes para describir las masacres y operaciones de exterminio de las que fueron víctimas durante su historia.

A continuación publicamos los fragmentos más importantes de la declaración de las YJŞ:

Nuestros mártires son la base para una vida libre. Contribuyeron significativamente al reconocimiento del libre albedrío de las mujeres y se convirtieron en una luz en la oscuridad del patriarcado. Seguiremos a nuestros mártires, que internalizaron profundamente las ideas y pensamientos del líder Abdullah Öcalan, hasta el final. Recordamos con respeto y gratitud a nuestros compañeros Deniz, Bêrîvan Seîd, Rusyar, Bêrîvan Arîn, Nûjîn y Şîlan Goyî, que participaron en la liberación y lucha de Shengal y cayeron en diferentes lugares, así como Mam Zekî , Zerdeşt Seîd, Dijwar y Pîr Çeko, que cayeron después de la liberación.


El patriarcado no pudo realizar sus sueños de destruir la voluntad de las mujeres gracias a la existencia del líder Öcalan. Sobre esta base, las mujeres de Êzdîxan (Tierra Yezidí) fundaron las YJŞ y comenzaron su marcha por la libertad. Esta marcha ha ido creciendo cada día durante nueve años.


Toda la comunidad yezidí, especialmente las mujeres yezidíes, fueron atacadas por los Estados desde el momento en que se reconocieron y fueron objeto de todo tipo de políticas, y genocidio cultural y físico. Los combatientes del líder Öcalan acudieron en nuestra ayuda e hicieron grandes sacrificios para proteger al pueblo yezidí, su cultura y su futuro. Liberaron nuestra tierra y nos la entregaron.


Tenemos plena confianza en que avanzaremos hacia una vida digna junto con el líder Öcalan. Los poderes gobernantes están protegiendo una vez más el sistema patriarcal e impidiendo que las personas vivan una vida digna y libre. El líder Öcalan está detenido en severo aislamiento por parte del gobierno turco. Como YJŞ, condenamos su aislamiento y decimos “Jin Jiyan Azadî” con el líder Öcalan”. Sobre esta base, las HPG, YJA Star, YPG e YPJ opusieron una resistencia única y pagaron un alto precio hace nueve años cuando los yezidíes fueron sometidos al genocidio en Shengal. Con sus sacrificios, siempre serán nuestros pioneros.


El ISIS no era un ejército independiente. Es el Estado turco, es el Talibán. Esta organización terrorista atacó a nuestro pueblo yezidí con la espada del genocidio. Una vez más, quisieron silenciar los gritos de libertad. Pero el objetivo de ISIS en este ataque no fue solo el genocidio físico. La cultura, la religión, la fe y la forma de vida del pueblo yezidí también fueron objeto de este ataque. Masacraron a nuestros mayores, que representaban nuestra historia viva para nosotros, y los enterraron en fosas comunes. Secuestraron a nuestros hijos, que son nuestro futuro, para adoctrinarlos en el Islam y hacerles olvidar su fe yezidí. Al secuestrar a las niñas y mujeres, atacaron los valores de las mujeres con su cultura milenaria de violación. Además de la tortura, el asalto y la violación, también atacaron nuestra religión tratando de forzar la conversión. Las mujeres terminaron con sus vidas para proteger su honor.


El Estado turco desempeñó el papel de padre en la fundación de ISIS. Continúa desempeñando perfectamente este papel ante los ojos de todo el mundo. La realidad de los estados hegemónicos se reveló en la guerra contra ISIS. Por el contrario, nuestro objetivo como YJŞ es proteger y preservar nuestras raíces a través de la fuerza de autodefensa que hemos construido. Hemos recorrido un largo camino con esta filosofía, porque estos días se han logrado a lo largo de la historia con resistencia y trabajo, y se han ganado con sangre. Hemos protegido a Shengal con esta fuerza y ​​transformado el 74 Ferman en resistencia, organización y libertad. Se lo debemos a la filosofía del líder Öcalan y sus luchadores. Somos conscientes de que nuestro pueblo está destinado a ser forzado a salir de su país y migrar a través de diferentes políticas especiales de guerra.


Los Estados occidentales, el Estado turco, el gobierno iraquí y el clan Barzani (que controla el Gobierno Regional del Kurdistán iraquí) firmaron un acuerdo en 2020, al que denominan Acuerdo del 9 de octubre. Aunque con este acuerdo continúan el genocidio por ley, deben saber muy bien que los yezidíes ya no son los mismos. Los yezidíes ahora tienen fuerzas e instituciones de defensa como las YJŞ y las YBŞ. Las YJŞ reivindicamos nuestras raíces, no renunciamos a nuestra tierra y nuestra patria, y llevamos una vida digna con mucha lucha y resistencia. Las fuerzas de defensa al frente del pueblo yezidí nos enseñaron que la sociedad no debe estar indefensa. Sobre esta base, declaramos nuestra autonomía y construimos nuestras propias fuerzas.


Como YJŞ, declaramos que no olvidaremos el 74 Ferman. La venganza de los Ferman, la libertad del líder Öcalan y la autonomía de Shengal estarán aseguradas. Con esta convicción saludamos a todas las mujeres que sacrificaron su vida por la libertad y que están recorriendo el camino de la libertad. En el noveno aniversario del genocidio, llamamos a las mujeres a salir a la calle bajo el lema: “La venganza del genocidio es posible a través de la organización y defensa de las mujeres”. Debemos regresar a nuestro país y mantener viva y preservar nuestra cultura, religión e historia.


FUENTE: ANF

Commenti


bottom of page